Participar (también) en el diseño: Repensando las infraestructuras colectivas del cuidado

Recientemente tuvimos la oportunidad de participar en la 10th World Conference of Gerontechnology que se celebró en Niza (Francia) del 28 al 30 de septiembre. Fue una fantástica conferencia en la que Daniel López presentó una comunicación derivada del proyecto MOVICOMA. Dicha contribución se enmarcó dentro del simposio “Theories and models in social gerontechnology” organizado por Alexander Peine. El objetivo de dicho simposio era intensificar los diálogos entre los Estudios Sociales de la Ciencia y la Tecnología, los estudios sobre envejecimiento y el desarrollo tecnológico. En concreto, los participantes a este simposio mostraron en sus trabajos de qué manera los Estudios Sociales de Ciencia y Tecnología podían ayudar a repensar el modo en el que las tecnologías “para” personas mayores son diseñadas y explorar formas más participativas e inclusivas de innovación que permitan romper con los diseños “edadistas” de muchas tecnologías y servicios.

Los investigadores implicados fueron: Alexander Peine (Utrecht University), Katie Brittain (Institute of Health & Society, Newcastle University),Vivette van Cooten (Utrecht University), Asku juul Lassen (Centre for Healthy Ageing, University of Copenhage), Britt Östlund (Royal Institute of Technology, Stockholm), Judith Weijman (Utrecht University), Nete Schewennesen (Centre for Healthy Ageing, University of Copenhage) y Roser Beneito y Daniel López del grupo CareNet de la Universitat Oberta de Catalunya.

El proyecto MOVICOMA estuvo presente en dicho simposio con el siguiente trabajo presentado por Daniel López, investigador principal del proyecto. A continuación adjuntamos el título y resumen traducidos.

De la innovación participativa a la innovación activista en el marco de las sociedades envejecidas post Estado del Bienestar: Repensando infrastructuras colectivas de cuidado en los proyectos de vivienda colaborativa de personas mayores en España

El giro participativo en la innovación gerontológica ha llegado. Las personas mayores están cada vez más involucradas como agentes creativos en los procesos de diseño. En referencia a los baby boomers, se insiste en que deben ser considerados expertos tecnogenarios (Joyce and Loe 2008), y no  como rezagados tecnológicos (Essén y Östlund 2011). A su vez, los diseños tecnológicos convencionales para las personas mayores son percibidos ahora como demasiado asistencialistas y edadistas (Laws 1995). El uso de las sondas culturales, los métodos etnográficos y las técnicas de co-creación en el diseño denotan que las rutinas diarias de las personas mayores ya están siendo abordadas por diseñadores, ingenieros y arquitectos (Wherton et al. 2015; Subasi et al. 2013) como un territorio fértil para la proliferación de ideas innovadoras. Basándonos en el estudio del movimiento de vivienda colaborativa de personas mayores en España, y particularmente en la relación entre las personas mayores y diferentes expertos, como arquitectos y psicólogos, pretendemos primeramente analizar cómo el marco participativo es construido y puesto a prueba; y en segundo lugar explorar las múltiples identidades alrededor de la vejez que son puestas en juego en dicho proceso. Vamos a mostrar cómo los proyectos de vivienda se convierten en comunidades de innovación (van Oost et al. 2009; Callon 2004) y en comunidades recursivas (Kelty 2008), en las cuales tanto las relaciones experto-no experto como los imaginarios sobre la vejez que subyacen a las innovaciones gerontotecnológicas son politizados como cuestiones de interés público.

You Might Also Like

Deja un comentario